Pienso luego existo

Esta celebre frase la dijo en latín Rene Descartes. (Cogito ergo sum) Descartes es un personaje conocido por sus muchas aportaciones a las matemáticas, a la física y, en especial, a la filosofía. De hecho, es considerado el padre de la filosofía moderna. Y eso se debe a que le dio importancia a los temas intrínsecos, como la moral. Esta frase, es solo una de las tantas contribuciones que le heredo a la filosofía. Pero no hablare más de Descartes. La razón de este escrito es, en realidad, un análisis de lo que significa “Pienso, luego existo”.

 

¿Que quiere decir esta frase? ¿Por que seria tan celebre? ¿Por qué hay quienes adoptan esta frase para expresarse? Primero que nada, se debe entender que todos somos diferentes, y por eso, todos vemos las cosas con un punto de vista diferente, algunos mas que otros. Sin embargo, estas palabras, tienen algo muy especial. Por más que uno deba meditar en el significado de estas palabras, todos tenemos una idea similar de lo que significa.

 

Yo siempre he pensado que hay pocas cosas en el mundo que transmitan un mensaje completamente fijo, es decir, que pocas cosas dan un mensaje que absolutamente todos entendamos por igual. Aun cuando yo mencione dos palabras tan simples como: ‘Casa azul’; puede que gracias a que quise ser un poco especifica, logre que todo quien leyera eso se imaginara una casa azul. Sin embargo, no todos la imaginaron de la misma forma. Por eso, existen pocas cosas con un mensaje fijo.

 

De la misma manera, cuando leemos, escuchamos música, o realizamos cualquier actividad que involucre interpretar, todos podemos tomar un significado diferente y todos podemos sentirnos distintos después de realizarla. Aun cuando las palabras pueden ser algo especificas, eso suele pasar. Y ni se diga sobre el análisis de la filosofía… Esto involucra interpretar lo que los autores quisieron decir; y es realmente difícil que las personas estén siquiera parcialmente de acuerdo con sus interpretaciones. Estas dependen mucho de que tan capaz es de empatizar con otros; que tan capaz eres de ponerte en ‘sintonía’ con los sentimientos y las circunstancias ajenos a ti mismo.

 

El mismo hecho de que todos tomamos un significado similar de estas palabras, refleja cuanta sabiduría contienen y lo perfectamente planteadas que fueron. Una vez leído lo anterior, hay que admitir que eso es, en realidad, muy impresionante…

 

Ahora, enfocándome en mi punto de vista un poco mas, diré que el significado que yo capto al oír estas palabras es, en versión desarrollada, lo siguiente: “Piensa. Una vez que hayas pensado te habrás integrado con tu mente. Entonces empezaras a existir, porque utilizas tu mente para definir los pensamientos, que de una u otra forma, llegan a regir tu forma de ser, tu forma de pensar, tu misma persona. Entonces serás capaz de, lentamente, aprender de todo lo que te rodea y llegar a ser alguien a quien un ser ajeno a ti, podrá notar y reconocer como ser humano.” Es ligeramente, grande, lo se. En la versión desarrollada, ahí si es posible diferir radicalmente de los demás pensamientos de otros individuos.

 

Puede que algunos cuestionen esto por el hecho de que la materia inerte también existe, y no piensa. Cierto, existen, pero no como seres humanos.

 

SI tuviera una hermana gemela, me podrías distinguir de ella. No importa que mi apariencia sea tan similar. Yo pensare diferente, actuare diferente, aunque sea ligeramente y yo mostrare aspectos tanto en mi personalidad como en la misma forma en que arreglo mi apariencia, que permitan distinguirme como ser único e irrepetible. Si tuviera un clon, para mí, al ser el clon no original en ningún solo aspecto, entonces, seria difícil no considerarlo un objeto más, por frío o cruel que eso pueda sonar. Seria igual que el caso de un objeto. Por ejemplo, una maceta. Es roja y redonda de la base. Es bonita. Pero si esta en un grupo de macetas iguales, porque fue producida en serie, ¿entonces que pasa? ¿Qué las distingue entonces? Cuestan lo mismo, están hechas del mismo material, las hizo la misma compañía, son del mismo tamaño, están en las mismas condiciones. ¿Qué las distingue? Absolutamente nada. Por eso, no existen como un ser humano puede. Aun cuando sea la maceta única, su función, que es ser la base de una planta, la realizaran exactamente igual. En cambio, un mismo trabajo, dos personas lo harán con notables diferencias. Por eso, existen. Y por eso, nos molestamos en darles el nombre de Juan y Patricia. En cambio la maceta siempre será llamada maceta, no importan sus diferencias con las otras, porque son puramente visuales.

 

Porque pienso, yo puedo lograr hacer las cosas diferentes. Porque pienso, puedo hacer obras que pasaran con gran fama a la historia; independientemente de si es una acción positiva o negativa o puedo hacer nada fuera de lo común. Aun así, sin fama, seguiré existiendo. ¿Por que? Porque pensé.

 

Y porque, como ya mencione, todos captamos algo parecido en su forma básica; “Pienso y luego existo”, es una frase que muchos podemos entender. Si un líder la usa para expresarse, Muchos la entenderán, por la misma forma en que fueron puestas las palabras, quizá esa es una de las tantas razones por las que la gente diría tal frase…

About these ads

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

%d bloggers like this: